Contrata ahora
900 11 11 40
¿Te llamamos?

¿Quieres que te llamemos GRATIS para más información acerca de nuestros servicios? Completa el siguiente formulario y procesaremos tu solicitud.

¿Cómo afectan las pantallas a nuestra salud ocular?

16/05/2022

SALUS Informa

Comunicaciones SALUS

Estamos enganchados a nuestros dispositivos electrónicos, no podemos negarlo. Y los datos, además, lo demuestran. Según un estudio realizado por Multiópticas en 2019, los españoles pasamos una media de 11 horas delante pantallas, en ocasiones hasta en 5 dispositivos diferentes. Es un gesto que hemos interiorizado tanto, que es lo primero que hacen al despertarse y lo último antes de dormir el 81% de la población española. 

Sabemos que la sociedad interconectada y global en la que vivimos nos aporta muchas ventajas, pero también estamos empezando a conocer los efectos negativos que tiene. En este artículo vamos a contarte cómo afectan las pantallas a nuestra salud ocular, ¡sigue leyendo!

 

Pantallas y miopía, ¿están relacionadas?

La mayoría de las pantallas que miramos a lo largo del día son ordenadores o teléfonos móviles, es decir, dispositivos que están a una distancia corta de nuestros ojos. La miopía es un defecto de refracción que produce dificultad para enfocar los objetos que se encuentran lejos, haciendo que se vean borrosos, mientras que se ven con claridad los cercanos. Aunque este defecto tan común suele tener como causa principal la genética, también parecen influir en su aparición y desarrollo factores ambientales, especialmente un estilo de vida sedentario en el que se pasan pocas horas al aire libre. En este sentido, el estudio más completo realizado al respecto llevado a cabo por investigadores y expertos en salud ocular a nivel internacional y publicado en la revista especializada The Lancet, las personas que pasan muchas horas delante de las pantallas de dispositivos como smartphones o tablets tienen una probabilidad un 30% mayor de tener miopía.

De hecho, todo parece indicar que el uso excesivo de pantallas sobre todo en las generaciones nativas digitales, va de la mano de la miopía. Según los datos expuestos en el último Congreso de Optometría, Contactología y Óptica Oftálmica, estás generaciones nacidas en la era digital tienen la mayor tasa de miopía hasta la fecha, y se calcula que para el año 2050 la mitad de la población mundial será miope.

 

La fatiga ocular y el ojo seco

Otros de los efectos que las pantallas tienen en nuestra salud ocular es la fatiga que genera en nuestros ojos el hecho de pasarnos demasiado tiempo mirándolas. Algunos de sus síntomas más comunes son el enrojecimiento y el picor, acompañado muchas veces de dolor de cabeza. Este tipo de problemas agravan el síndrome de ojo seco, una afección frecuente. Esto sucede por el hecho de que mantengamos nuestra atención en un punto fijo y cercano durante tanto tiempo. 

Normalmente, las personas parpadeamos cerca de 15 veces por minuto, y nuestros ojos se desplazan por diferentes puntos focales, cercanos y lejanos. Cuando estamos mirando una pantalla, nuestro parpadeo se reduce inconscientemente casi a la mitad y nos mantenemos en un solo punto focal durante horas. Por eso se recomienda tomar descansos y reducir la exposición a pantallas todo lo posible. Para conseguirlo de una forma sencilla existe la popular regla de 20/20/20: parar cada 20 minutos y dedicar 20 segundos a mirar a un punto situado a 20 pies de distancia, es decir, a 6 metros.


La digitalización es un proceso que aún estamos viviendo y al que debemos adaptarnos. Lo ideal es saber lograr un equilibrio entre las pantallas y las actividades que no las requieran, sobre todo las que se realicen al aire libre. Ponte unos horarios y límites que te permitan tener un control sobre el tiempo que pasas mirando el móvil o el ordenador y acude a las revisiones anuales para saber si tu visión está disminuyendo. En SALUS te ofrecemos los especialistas en Oftalmología que necesitas para cuidar de tu salud ocular. ¿Todavía no conoces nuestros planes? Contrata los mejores seguros de salud con un extenso cuadro médico a tu disposición.