Contrata ahora
900 11 11 40
¿Te llamamos?

¿Quieres que te llamemos GRATIS para más información acerca de nuestros servicios? Completa el siguiente formulario y procesaremos tu solicitud.

¿Debo ir al dermatólogo si tengo acné?

20/06/2022

SALUS Informa

Comunicaciones SALUS

El acné es una de las patologías que más consultas de Dermatología generan. Se trata de un problema muy común, asociado generalmente a la adolescencia, pero que puede aparecer a cualquier edad. Su aparición puede deberse a distintas causas y, en función de ellas, el tratamiento que ha de aplicarse es diferente. Si has notado que en tu piel comienzan a aparecer granos o espinillas, o llevas un tiempo experimentándolo y no acaban de desaparecer, sigue leyendo para entender a qué puede deberse y por qué deberías acudir al dermatólogo.

 

¿Por qué aparece el acné?

El acné es un proceso inflamatorio que afecta a la piel y al cuero cabelludo, es decir, a la unidad pilosebácea. Aunque lo más habitual es que aparezca en la cara, también es común sufrirlo en el pecho y la espalda. Las lesiones que provoca, además de las conocidas espinillas o granos, también incluyen quistes, comedones y pústulas. 

Se produce como reacción a la grasa y las células muertas de la piel que bloquean los folículos pilosos presentes en la epidermis. Como veremos más adelante, existen diferentes causas, pero todas ellas provocan un exceso de sebo o grasa en la piel. Esta hiperseborrea hace que las glándulas sebáceas produzcan más sebo de lo normal. Como las zonas en las que estas glándulas son más numerosas son cara y tórax, de ahí que sea dónde suele aparecer el acné con más frecuencia. Este taponamiento genera los fenómenos inflamatorios e infecciosos que se manifiestan con puntos blancos, puntos negros, quistes o incluso cicatrices.

 

Factores que influyen en la aparición del acné

El acné no tiene un solo desencadenante, sino que hay varios factores que influyen en su aparición. En primer lugar, la herencia genética será quien determine en gran medida si somos más propensos o no a padecerlo. Uno de los principales motivos por los que aparece son los cambios hormonales. Por eso es tan común sufrirlo durante la adolescencia, aunque no se limita solo a esa etapa sino que puede aparecer acné adulto.

Por otro lado, existen algunas enfermedades que provocan acné como el Síndrome del Ovario Poliquístico, así como algunos medicamentos, como los corticoides o los anticonceptivos orales. Si se tiene piel con tendencia acnéica, ciertas cremas o productos faciales, debido a su composición comedogénica, propiciarán la obstrucción de los poros haciendo que aparezcan granos y espinillas. El estrés, aunque no es una causa directa, influye en su aparición pero sí puede hacer que empeore. Por último, a pesar de la creencia popular de que alimentos como el chocolate o la comida basura provocan acné, no hay estudios que lo demuestren, aunque la recomendación es tener una dieta lo más equilibrada y saludable posible en general.

 

Cuándo acudir al dermatólogo

No todos los tipos de acné requieren la toma de fármacos o un tratamiento farmacológico tópico, sin embargo es recomendable acudir a la consulta del especialista cuando aparezcan los primeros signos o notemos cambios en nuestra piel. De esta manera, podrá diagnosticar cuál es nuestro caso y darnos unas pautas y recomendaciones a seguir. Además, es importante seguir una higiene facial adecuada, que no incluya más de dos limpiezas al día, es importante evitar el uso de productos comedogénicos y no tocarse la cara para que no proliferen bacterias o suciedad que pueda producir infecciones. 


El acné es un problema que puede afectar también al estado de ánimo y la imagen que tenemos de nosotros mismos, por eso se recomienda prestar atención en el caso de que quien lo sufra sea adolescente, para poder ofrecerle la ayuda necesaria, incluida la psicológica. ¿Tienes más dudas sobre este tema y quieres recibir más información sobre él? En SALUS tenemos el mejor seguro de salud para ti, con las especialidades que necesitas. ¿Hablamos?